MÁS QUE MOLINOS DE VIENTO

El pasado domingo 15, la nueva sección “Pequeño Gran Tierra”, de nuestro Club Tierra Trágame, de la mano de  Raúl Regaño, se estrenó junto con la actividad de la Sección Infantil del mes de noviembre.

Nos reunimos en el aparcamiento del Puente Medieval , en las inmediaciones de Colmenar Viejo. El entorno de Colmenar nos sorprende. Pequeños y cómodos senderos serpentean entre jaras, encinas, antiguos molinos en donde hace mucho tiempo se “abatanaban” las telas usando la fuerza del agua. Si añadimos una justa niebla y los colores pardos del otoño, resulta que tenemos un delicioso recorrido  al alcance de todos quienes deseamos conocer lugares bonitos cerca de la ciudad. La energía de los árboles, la fuerza del río, e incluso el aleteo cercano de los buitres, están más al alcance nuestro de lo que pensamos.

Maria José y José Antonio, nos relatan la aventura de Don Quijote y los molinos de viento en una parada junto al molino de “El Grajal”. Siempre es una suerte escuchar nuestra historia, contada por ellos, a los niños.

Y llegó el gran momento del estreno de la sección “Pequeño Gran Tierra”. Raúl Regaño preguntó a los niños quienes querían ir con él a “correr un poquito” ,”andar más deprisa”… y…sorpresa!!!!. Menos la benjamina de 3 años, Cayetana, se fueron todos!!!!.

Raúl tiene experiencia de sobra con los niños, gracias a su trabajo como profesor de Educación Física, y dos padres más, Gonzalo y Diana, le apoyaron para vigilar a los niños. No os podéis imaginar la emoción que sentíamos al verles irse corriendo, y ya un poco más lejos, todos en fila en el horizonte de la colina de enfrente.

Los demás, reiniciamos el camino de vuelta esperando que el grupo de “Pequeños Grandes Tierras”, nos alcanzara en algún momento antes de llegar a donde estaban los coches.

En total, recorrimos unos 8 kilómetros, y los valientes que se fueron con Raúl, unos 12 km. Estamos muy orgullosos de todos nuestros Pequeños Grandes Tierras. Esta aventura, no ha hecho más que empezar.

 

Damos las gracias a todos nuestros niños y padres, por ser tan conscientes y respetar las normas .