Jose Ignacio Fernandez

El día de los crampones

22 enero 2024

Sólo puede describirse como espectacular la mañana vivida el sábado en Navacerrada. La cita era en La Barranca a las 9 de la mañana y decir que hacía frío es quedarse corto. Con el termómetro por debajo de los cero grados pero un día totalmente despejado nos dábamos cita para la segunda salida del año. Casi una veintena de audaces nos poníamos rápidamente en marcha hacia la fuente de la Campanilla con algún pequeño sobresalto en el cruce del arroyo para afrontar la subida hacia el collado del Piornal.

La contundencia de la ascensión nos hacía olvidarnos un poco del frío y al alcanzar el collado, la sensación de “calor” gracias al sol invernal se agradecía. Tanto, que alguno pareció olvidar que las temperaturas seguían por debajo de cero.

En cualquier caso, el espectáculo del collado y la cumbre de Guarramillas totalmente nevados era una alegría para la vista y con esas imágenes continuábamos la ascensión hacia los “cohetes” de la Bola del Mundo. Allí, nueva parada para reagruparnos y las fotos de rigor y, enseguida, lanzarnos a toda velocidad hacia el Puerto de Navacerrada. Sensación indescriptible esa bajada sobre la nieve mientras los numerosos turistas nos miraban pensando “estos están locos”.

Ya en el Puerto, slalom entre turistas y visitantes atraídos por la nieve y el espléndido día y continuamos bajando hacia la estación del eléctrico para coger el camino del Calvario. Bajada muy rápida por la pista, con algún que otro susto debido al hielo, pero sin lamentar incidentes de gravedad.

Al llegar al Ventorrillo, cruce de carretera para volver a los pinares de la Barranca y culminar la última subida del día para alcanzar el mirador de la Canchas y desde ahí volver al parking para reagruparnos y comentar los mejores momentos de la mañana.

Como decía al principio, mañana absolutamente espectacular de sol y nieve y una ruta que tuvo un poco de todo.

Ah… y Abel estrenó sus crampones.

0 comentarios